Entrevista a Benjamín Ruiz Gómez

Por aquí os dejo una entrevista que hice la semana pasada al autor de El Portador de Luz  reseñado aquí también en este blog. Espero os resulta muy interesante y a la vez muy instructiva.FB_IMG_1496847962712

Entrevista:

¿Cómo fue que decidiste a escribir un día?
Escribía desde adolescente. A los quince años escribí un diario totalmente literario. Luego empecé con pequeños relatos, que enseñaba a los amigos y la familia y me animaban a que continuara con ello.

¿Qué fue lo que te animó?
Siempre fui un lector voraz, desde crío. Me gustaba sobre todo la literatura de terror y admiraba a los escritores clásicos del género. Un día me dije: “¿Y si yo escribiera un libro como los que me gustan?”. Todo empieza con esa frase: “Y si…”

Háblame un poco de cómo fueron tus inicios como escritor.
Fueron jodidos, porque me pillaron en una época de mi vida muy complicada, a nivel personal, pero también muy ilusionantes. En octubre de 2001, empecé a escribir Memento Mori, una historia de fantasmas clásica. Hacia enero de 2002 había terminado el primer borrador. Luego pasé más de un año enviándolo a editoriales, que me lo rechazaban sistemáticamente. Al final, me cansé y me fui a una imprenta. Me gasté 1800 euros que no tenía y saqué una tirada de 550 ejemplares en julio de 2003 que vendí casi exclusivamente en Jaén y Oviedo. En algunas bibliotecas públicas, todavía se lee esa antigua edición. Después, seguí escribiendo (cuando podía, porque trabajaba en mil sitios y apenas tenía tiempo), pero sin publicar.

Qué te llevó a decidirte por la autopublicación y si lo recomiendas a alguien que esté indeciso.
Te contesto primero el final. Rotundamente, sí. Lo recomiendo. Es la mejor experiencia por la que puede pasar un escritor. Aunque es duro, laborioso y complicado, el resultado compensa todo eso. Me decidí casi por casualidad. Unos amigos me comentaron que estaba enfocando mal el asunto. Me rechazaban los libros en las editoriales (colecciono cartas de rechazo, tengo más de 40) y yo estaba desolado y a punto de tirar la toalla. Me comentaron la posibilidad de hacerlo en Amazon y menos mal que les hice caso. Es una gran experiencia y sólo el hecho de haber conocido tantos compañeros, tanto a nivel profesional como personal, ya es algo maravilloso.

¿Qué es lo más difícil para ti de esta profesión?
Lo más difícil no es escribir, aunque pueda parecer un contrasentido. Lo más difícil es que te lean. Sólo eres una gota más en un océano inmenso y es muy complicado llegar al lector. Tienes que currártelo mucho en ese sentido, porque no tienes una editorial detrás haciendo el trabajo de promoción.

¿Y lo que más te gusta?
Lo que más me gusta son dos cosas: La satisfacción de haber conocido a grandes escritores/as independientes, tanto como personas, como a su propia obra. Son gente a la que puedo decir sin dudar que quiero, porque me han demostrado su calidad humana. Y por otra parte, que un lector te felicite en las redes por algún libro tuyo, es algo maravilloso, una sensación muy especial.

¿Te has presentado a algún concurso?
¡A multitud! Pero ya se acabó esa fase. Si mis libros llegan lejos algún día, será por otros cauces. Aunque supongo que nunca se puede decir “de este agua no beberé…”

¿Te gustó la experiencia?
No. He visto demasiado juego sucio en demasiados concursos. Puede parecer un tópico, pero es la realidad.

¿Lo recomiendas?
Respeto que cada cual haga lo que crea oportuno. A veces, es preciso desengañarse de las cosas en primera persona y los consejos, de nada sirven. Yo lo considero una pérdida de tiempo y dinero.

¿Te gustaría publicar con una editorial?
Sólo si las condiciones son las justas, para ambas partes. No es algo que me quite el sueño, a día de hoy. Estoy feliz con la manera en que he enfocado mi trabajo.

De todas tus obras, ¿con cuál te sientes más identificado?
Con la que estoy escribiendo ahora mismo: “Durmiendo en el fuego”

Si tuvieras que elegir un personaje ¿con cuál de ellos?
Seguramente me quedaría con Rachel. Aparece en mayor o menor medida en tres novelas: “Años malgastados”, “El mal que los hombres hacen” y “Durmiendo en el fuego”. Es un personaje al que le tengo mucho cariño.

¿Te sientes identificado en algún género? ¿Por qué?
Con el terror, porque es el género que desde siempre he admirado. Es una temática que permite más recorrido del que sugieren los tópicos. Se pueden desarrollar todos los grandes temas de la literatura en él. También me gusta la ciencia-ficción y la fantasía épica. De la literatura realista, sólo los clásicos.

¿Tienes algún escritor como referente a la hora de escribir? ¿Cuáles son tus escritores favoritos?
Mis referentes son los escritores que de alguna manera me han influído: Stephen King, Edgar Allan Poe, Richard Matheson, Ray Bradbury, H.P. Lovecraft… También Paul Auster y Haruki Murakami, que practican una escritura muy especial, de mucha enjundia.

¿Qué anécdota nos puedes contar de tus lectores? Una de esas que te haya llegado al corazón.
Una vez un tipo se me acercó en la biblioteca pública y me dijo que le encantaba Memento Mori. Yo acababa de editarlo y no podía creer que alguien lo hubiera leído. Estuvimos charlando un buen rato y me dijo que aquella novela era la primera de muchas que escribiría. En aquel momento, no lo creí, pero me hizo mucha gracia. No he vuelto a verlo jamás.

De tus obras ¿cuál nos recomiendas?
Aunque todas tienen algo especial, voy a recomendar “El mal que los hombres hacen”, que saldrá próximamente. Creo que es lo mejor que he escrito nunca.

¿Cuál es tu próximo proyecto?
La continuación de ese libro y culminación de una trilogía que comienza con “Años malgastados”. El libro que estoy escribiendo ahora: “Durmiendo en el fuego”. Un libro en el que estoy dejando lo mejor de mí y las cosas que más duele contar.

¿Qué mensaje le dejarías a tus lectores?
Que lean aquello que les llame, que se dejen llevar por la intuición. Nosotros no elegimos los libros que vamos a leer: ellos nos eligen a nosotros.

Y una última cosa, para alguien que no te conozca, ¿qué le dirías para que se animara a leerte?
Le diría que a mí me preocupan las mismas cosas que a él: el amor, el dolor, y la muerte. Así que seguro que nos encontraremos en algún punto del camino.
Y a ti, Bego, te diré que eres una persona encantadora, buena compañera, y escritora que tengo aún que descubrir. ¡Muchísimas gracias por tu amistad!
Esta parte la dejo porque me ha llegado al alma!!

Anuncios

2 comentarios en “Entrevista a Benjamín Ruiz Gómez

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s